Make your own free website on Tripod.com


CAPITULO 3

"QUE SE MUDEN, QUE SE VAYAN..."

(E: KARINA)

 

Es el deseo de los vecinos de Dominico. Todos, hayan padecido o no alguna enfermedad que pueda relacionarse con el CEAMSE, saben que el relleno no puede seguir funcionando en estas condiciones, y que debe retirarse urgentemente.

"Que se vayan, aunque tarde años en descomponerse todo, que se vayan que se retiren" (E: Lorena)

"Que saquen al CEAMSE" (E: Antonio Parodi)

Algunos, los más conocedores del tema, saben que con esta medida no se logra demasiado sino que además se deben realizar los tratamientos necesarios para mejorar las condiciones ambientales.

"Nosotros les pedimos que se vayan y que hagan los tratamientos como corresponden, para que todos podamos respirar aire limpio y no tener que mudarnos todos" (E: Marcela Adriani)

"Concretamente lo que le pedimos a la gente del Ceamse, es la desactivación total del relleno de Dominico y la recuperación con un sistema de gases del aire, del agua y del suelo del lugar porque esto no se termina dejando de tirar basura, porque lo que puede llegar a decir el Ceamse es esto; que se deje de tirar basura y ya esta y nos vamos. pero esto continua emanando gases aun más peligrosas que larga el relleno en funcionamiento entonces necesitamos un sistema de recuperación muy costoso..."

Muchos de los ciudadanos se encuentran muy bien informados respecto a lo que sucede en el ambiente. Lo cierto es que muchos de ellos debieron tomar contacto con la realidad a al fuerza. Las enfermedades de sus parientes los hicieron mirar hacia el relleno y comenzaron a preguntarse si esto tendría alguna relación con las enfermedades.

Poco tiempo después un grupo de madres decidió juntarse formando así "Las madres de las torres".


"Cuando nuestros hijos se enfermaron, las madres nos juntamos y empezamos a hacer todos los reclamos para que esto no siga funcionando más"
(E: Marcela)

De esta manera una nueva historia comenzó a escribirse. Con las experiencias vividas por cada una y la necesidad de lucha comenzaron los reclamos, basados en un estudio realizado por la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Lomas de Zamora en 1997. El informe, pedido originalmente por el propio Ceamse, inventarió las emisiones gaseosas de sus cuatro rellenos sanitarios. También advirtió que no existía un adecuado sistema de control de gases, y que el Ceamse no aplicaba estándares internacionales para el tratamiento de los residuos urbanos.

El estudio de la Universidad de Lomas de Zamora toma como referencia los estándares de Estados Unidos. Los mismos establecen que cuando la emisión anual de gases de los residuos sólidos urbanos es superior a 50 mega gramos por año tienen que instalarse mecanismos de tratamiento. Un registro de emanaciones realizado en octubre de 1997 indicó que el relleno de Villa Domínico desprendía 1114 megagramos de gases por año, es decir un valor 22 veces por encima de lo establecido en la normativa de Estados Unidos. Entre los compuestos orgánicos que menciona el informe figuran acrilonitrilo, tricoloroetileno, cloruro de vinilo y benceno. La Agencia Internacional de Estudios sobre el Cáncer, IARC, establece que el benceno es un cancerígeno grado 1, y el tricloroetileno está considerado sustancia peligrosa en el Decreto 831/93 de la Ley Nacional de Residuos Peligrosos n° 24.051.

Esto dio origen a un conjunto de medidas:

"Nosotros elevamos un montón de cartas al gobernador Sola, a Ibarra en el gobierno de la ciudad e hicimos todo los reclamos también al secretario de política ambiental de la provincia que es el que tienen el poder de policía para cerrar el Ceamse y también hicimos una denuncia a al fiscalia de Lomas de Zamora para que investigue hasta las ultimas consecuencias todo el manejo del Ceamse" (E: Marcela)

" La única medida que tomamos fue la de defender los derechos de todos los niños que vivían en esa zona, empezar a pelear, a exigir, a reunirnos con las personas involucradas en este tema [...] que nos escucharan nuestro reclamo, el cual consideraron justo y legitimo pero que por el momento en esta Argentina de hoy que vivimos en crisis no contamos con los medios económicos para desactivar el relleno y llevarlo a otro lugar, entonces esas fueron las medidas que tomamos al principio y que seguiremos tomando hasta el final" (E: Silvia)


"Hubo marchas, hubo protestas, pancartas, cartas, cartas documento, consulta con abogados, manifestaciones, notas, telegramas"


Con este objetivo se invito el sábado 19 de octubre a los vecinos a participar del "Festival del mate y la música por la salud y el trabajo de nuestras familias". De esta manera la gente que se reunió en LA RAMBLA DE LA CALLE LAS FLORES ENTRE PINO Y GUAMINÍ- WILDE- pudo disfrutar de la presencia de distintos grupos musicales y pasar un día en familia. Todos unidos por un mismo lema: No respirar mas veneno.

Graciela Blanco, no se conformo con la lucha conjunta, también tomo medidas individuales. Hace exactamente un año y medio comenzó junto a su abogada un juicio al Ceamse, por la enfermedad de su hijo (explicado en el capitulo anterior). El objetivo es que la empresa le retribuya parte del daño provocado. "...yo no le tengo miedo..."

Pero la lucha no termina en los reclamos o en las madre afectadas. La Asociación Civil Ambiente Sur también tomo cartas en el asunto presentando ante la Secretaria de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación un texto en el cual se pedía la intervención de la misma en el caso CEAMSE en Avellaneda y Quilmes. Tomando información de artículos publicados y resultados obtenidos al analizar las aguas y los suelos del lugar, los firmantes, Juan Carlos Longhi (Secretario) y Jorge O. Trevín (Presidente) redactan un excelente escrito en el que justifican la necesidad de tomar medidas urgentes para parar el desastre ecológico.

Luego la lucha se generalizo aun más y la Asamblea Vecinal de Wilde, que se reúne cada sábado a las 15 hs, comenzó a realizar marchas, en las cuales se repartían folletos como estos:

 

folleto


La meta es y será concientizar a la gente sobre lo que pasa en su municipio, en su ciudad, en el lugar en el que vive. De esta manera las inquietudes llegaron también al ámbito escolar, y los centros de estudiantes comenzaron a organizarse para difundir la problemática entre los demás alumnos. Así el tema del relleno se convirtió en una de las prioridades a tratar por los miembros del centro de estudiantes del colegio ENSPA. Tuvimos la oportunidad de participar de una de las reuniones. Allí en una pequeña sala, reunidos alrededor de una mesa rectangular plantean la cuestión: "¿Que vamos a hacer con el tema del Ceamse?" Esta pregunta simple y concisa comienza a disparar distintas respuestas y a su vez nuevos interrogantes. Finalmente se decide que junto a otras escuelas de Wilde comenzaran a realizar marchas a fin de lograr el objetivo de toda la comunidad: "QUE SE VAYA EL CEAMSE". Saben que esto no es tarea fácil pero desde el pequeño lugar que ocupan en la escuela intentaran hacerlo. En una de esas marchas repartieron el siguiente folleto, que expresa claramente la necesidad de los jóvenes de participar activamente en la defensa del bienestar social:


folleto


Para poder concientizar a los demás sobre la problemática pegaran afiches explicativos en las paredes.

Por su parte los mas damnificados, como por ejemplo la gente que vive en el complejo de las torres de Villa Dominico, aseguran que están mas que conformes con el lugar donde viven:

"Hermoso" (E: Antonio Parodi)

"Si es muy lindo esta cuidado contamos con vigilancia y muchos servicios estoy muy contenta" (E: Silvia Paciello)

Lo que les molesta es la presencia del relleno y las consecuencias ya mencionadas que este provoca. Y reconocen que la única manera, para que el lugar en el que viven mejore, es que el Ceamse se retire.

"Si yo vine antes que ellos, ellos son los que se tienen que ir..."


De esta manera el grupo humano informado sobre el tema del Ceamse ira aumentando lentamente y cada vez serán mas los que estén al tanto de la realidad ambiental de nuestro partido de Avellaneda. Cada vez serán mas entonces los que querrán luchar por un lugar mas limpio para vivir. Los que reconocerán sus derechos y reclamaran por condiciones de vida adecuadas.